ZELIG (Yo tampoco he leido Moby Dick, pero lo haré)

…hasta que un día salta la noticia. Scott Fitzgerald observa a un hombre de aspecto elegante y aristocrático codeándose entre la alta sociedad, habla con soltura con todos los presentes y afirma ser republicano. Minutos después, el mismo individuo se encuentra entre los sirvientes hablando con acento vulgar y proclamándose demócrata. Se trata de Leonard Zelig, cobarde y ultraconformista, también conocido como “El camaleón humano”. Este ser tiene la asombrosa capacidad de adoptar la forma de sus interlocutores. Con facilidad pasa de ser irlandés a indio, de blanco a negro, de gordo a rabino. Ningún médico es capaz de dar un diagnóstico claro sobre la dolencia de Zelig, es sometido a torturas y toda terapia medica conocida. Se convierte en un personaje querido y odiado a partes iguales. 

Bajo esta apariencia de falso documental de corta duración se esconde la que para mi es la gran obra maestra del neoyorquino. Se trata de una aguda y desternillante reflexión sobre la sociedad y las apariencias. Un canto a la libertad. Una delicia.

Levanta la cabeza Woody!

1 comentarios:

Eliza Day | 29 de agosto de 2011, 16:47

Hola :)
He llegado a tu Blog buscando Opiniones sobre esta película. Es una de las pocas películas de Woody Allen que me faltan por ver. Quizás por la presencia de Mia Farrow...
Debo decir que me parece que tienes un blog muy interesante.
¡Un saludo!

Publicar un comentario